Desde Nicaragua,cuna de Rubén Darío transmite "La Nica" la Radio de Nicaragua.:GRACIAS POR ESTAR EN SINTONIA!!!

TITULARES

martes, 24 de octubre de 2017

Los riesgos del cambio.

Si a usted le atrae la historia de Nicaragua, las comparaciones y los posibles cambios para encontrar la democracia, quizá le interese leer estas reflexiones.

Encontrar respuestas satisfactorias y razonables en Nicaragua, es todo un reto. El uso exagerado del adagio "en Nicaragua el plomo flota y el corcho se hunde" parece siempre acercarse a una realidad pavorosa. A veces lo insólito adquiere características de realidad y en otras muchas ocasiones la realidad es deformada irresponsablemente para crear confusión.

Pero es un país que siempre ha vivido sumergido en una corriente de contrasentidos. Siempre ha sido así. En el largo período de la era Somoza; en once de años de la izquierda revolucionaria sandinista; en la época de doña violeta Barrios de Chamorro. 

En el período liberal de don Arnoldo Alemán, cuando la glotonería por la riqueza –mal habida– aceleró la estructura de la corrupción; dentro del empecinado gobierno de don Enrique Bolaños, en su inútil pretensión de disolver el caudillaje de Arnoldo Alemán y en medio de los derrames de poder omnímodo que estila el tercer período de don Daniel Ortega. Nicaragua siempre fue así, confusa, mentirosa, ambiciosa y practicante esmerada de todo tipo de corrupción.

Ante las pretensiones atribuidas a la familia Ortega, el alto volumen de especulaciones a diario ruedan sobre las calles de Managua, pareciera que el orteguismo del segundo milenio es el inventor de todos los males. En consecuencia, los ciudadanos nicaragüenses tergiversan la verdad de lo que –probablemente– piensa don Daniel sobre la Nicaragua del futuro.

Para encontrar respuestas coherentes y factibles hay que aprender a jugar un ejercicio de de comparación sobre lo posible y lo imposible de la familia gobernante. Póngase usted en el lugar de los Ortega. Si usted tuviera control de un ejército, de una fuerza policial, del poder judicial, del poder legislativo del poder electoral y de las decisiones de Estado ¿Estaría usted pensando en renunciar a todos esos privilegios? ¿Soltaría usted la palanca de mando si en medio del desorden hay oportunidades de enriquecimiento de poco o ningún riesgo?

Pero el análisis nos conduciría a una interrogante más patética. ¿Cuánto tiempo se necesita para desmontar el gobierno autoritario de don Daniel? Realizar cambios, sanear el poder judicial, nombrar magistrados de solvencia moral reconocida, celebrar elecciones transparentes, convocar a una Asamblea Nacional constituyente para reparar todo lo dañado, realinear los mandos del ejército tal y como lo establece la ley, restringir el mandato constitucional de la policía y acabar con los intermediarios de la enorme corrupción, ¿Cuánto tiempo necesitarían Nicaragua para cumplir con un programa de semejante proyección?

Se necesitaría más de 50 años, más o menos la edad de la era Somoza. Espacio tiempo parecido a los 30 años de férreo Gobierno Conservador y pensando en las características, nombres y apellidos de la Nicaragua de hoy, se necesitaría unas tres generaciones de Ortegas para cumplir el ambicioso programa de cambio, destinado por los teóricos a realinear Nicaragua como un estado moderno y democrático.


Acerca de " "

LA NICA LA RADIO DE NICARAGUA ES PARTE DEL SERVICIO NICARAGUENSE DE NOTICIAS (SNN)

Publicar un comentario

Comentarios en Facebook

 
Copyright © 2011-2016 (SNN)
Design by SNN | Distributed by Servicio Nicaragüense de Noticias .