Desde Nicaragua,cuna de Rubén Darío transmite "La Nica" la Radio de Nicaragua.:GRACIAS POR ESTAR EN SINTONIA!!!

TITULARES

jueves, 21 de diciembre de 2017

OEA complaciente con Ortega. Informe final de las municipales, solo hace recomendaciones.

La Misión de Acompañamiento Electoral de la Organización de los Estados Americanos (OEA) para las pasadas elecciones locales en Nicaragua presentó su informe final, en el que recomienda reformas en el sistema electoral que preside Roberto Rivas.
El informe lo presentó ante el Consejo Permanente de la OEA en Washington el jefe de la misión y vicepresidente de la Corte Electoral de Uruguay, Wilfredo Penco, de acuerdo con un comunicado emitido por el organismo.
Penco lamentó en su presentación las siete muertes registradas en el clima postelectoral tras la masiva victoria del oficialista Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), que se impuso en 135 de los 153 municipios en disputa, incluida Managua y el resto de ciudades importantes del país.
En su informe final, la misión de la OEA destacó como una de las principales recomendaciones la necesidad de realizar una “auditoría integral al registro electoral que permita realizar diversos ejercicios de verificación y control”.
La misión también observó en su informe que la ley electoral que rige en Nicaragua “tiene un ámbito muy limitado y no cuenta con mecanismos claramente establecidos” para resolver las disputas.
Los acompañantes de la OEA recibieron 219 denuncias que trasladaron al Consejo Supremo Electoral (CSE), pero Penco dijo que “los reclamantes quedan en la indefensión ante la imposibilidad de corroborar a través de un proceso contradictorio, la certeza de los resultados publicados”.
Finalmente, Penco consideró “fundamental la elaboración de una ley de partidos políticos que contemple un mecanismo de financiación permanente y reglas de democracia interna”.  Tras la presentación del informe, el canciller nicaragüense, Denis Moncada, dijo que el Gobierno de Daniel Ortega “toma nota de las recomendaciones” de la misión y “expresa su mejor disposición de tomar en cuenta aquellas recomendaciones y sugerencias que contribuyan a seguir fortaleciendo” el proceso electoral.
Nicaragua y la Secretaría General de la OEA trabajan mano a mano desde octubre de 2016 en el marco de la Mesa de Conversación e Intercambio Constructivo para mejorar el sistema electoral del país centroamericano.
Por su parte, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, valoró “muy especialmente los trabajos conjuntos con Nicaragua”.
“Esta primera etapa se ha cerrado de manera muy positiva, y valoramos el trabajo y la apertura demostradas. La fase siguiente, de implementación de recomendaciones, es de fundamental importancia para fortalecer el proceso”, agregó.

Ortega complacido


Obviamente el régimen de Daniel Ortega catalogó como “serio y responsable” el informe definitivo de la OEA. “Es un buen día para el país, se presentó un informe balanceado, serio, responsable”, estimó la vicepresidenta nicaragüense, Rosario Murillo.
“Celebramos el informe y nos disponemos a continuar trabajando precisamente en el fortalecimiento de las instituciones y de la democracia en nuestro país”, afirmó Murillo.
El pasado 28 de febrero la OEA acordó con Nicaragua vigilar las elecciones municipales, con la firma de un memorando que incluyó, entre otros asuntos, que el ente hemisférico brindara apoyo técnico para el fortalecimiento en materia de registro, cedulación y depuración del padrón electoral.
El memorando fue suscrito después de las controvertidas elecciones generales del año pasado, en las que el presidente Daniel Ortega fue reelegido por cuarta vez y fue excluido de la contienda el principal bloque opositor.

Por su parte, el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), principal cúpula económica, señaló de “positivo” el informe de la OEA.

“Ha quedado claro el compromiso que adquiere el Gobierno de Nicaragua ante el Consejo Permanente de la OEA y ante la ciudadanía, de que se va a seguir trabajando en el acuerdo o memorándum de entendimiento, este informe fue positivo”, dijo José Adán Aguerri, presidente del Cosep.
Mientras tanto, el opositor Frente Amplio por la Democracia (FAD) de Nicaragua pidió una “profunda reforma del sistema electoral” que incluya diversos cambios “para la transición hacia la democracia”.
“Los nicaragüenses necesitamos cambiar nuestra situación actual de falta de libertades, de estar sometidos a un régimen autoritario, a discriminación, marginalidad y pobreza”, señaló la organización. Añadió que “la inmensa mayoría de los nicaragüenses queremos autoridades legítimas, electas, no impuestas por fraudes electorales”.
Entre sus iniciativas, el FAD pidió la independencia del Poder Electoral mediante “la elección de nuevos magistrados del Consejo Supremo Electoral con personas de indudable prestigio y compromiso democrático”, y la “constitución de los consejos electorales departamentales y municipales, de forma que ninguna fuerza política pueda dominar su composición”.
Otra de sus propuestas fue la cedulación sin discriminación mediante el establecimiento de “procedimientos ágiles y de obligatorio cumplimiento para garantizar una cedulación ciudadana eficiente y sin sesgos partidarios”. También solicitó “la depuración del Padrón Electoral con auxilio de técnicos independientes contratados para cumplir ese objetivo”.
El FAD requirió la libre participación en elecciones “sin límites mínimos o máximos de presentación de candidaturas” y el respeto a la decisión popular a través del cambio del “sistema de asignación de votos”.
En este sentido, exigieron “establecer los mecanismos y procedimientos que aseguren el voto de los nicaragüenses en el exterior en las próximas elecciones nacionales”, la obligación de “las instituciones y poderes del Estado a acatar los resultados de un plebiscito”, y del Poder Electoral “a publicar en línea los resultados de una elección”.
“Una nueva Ley Electoral deberá establecer claramente los procedimientos propios de los procesos electorales, desde su convocatoria, hasta la declaratoria de electos y resolución de impugnaciones, de forma que no queden a la decisión discrecional de los magistrados del Consejo Supremo Electoral”, indicó.
La organización opositora subrayó que “los resultados electorales deberán poder ser impugnados y sujetos a revisión, mediante cotejo de actas, cotejo y recuento de votos en todas y cada una de las instancias electorales”.
A juicio de los responsables del FAD, tiene que existir el “derecho de los nicaragüenses a organizarse en partidos políticos” con “una Ley de Partidos Políticos que deberá ser regulado por un Instituto de Partidos Políticos, independiente y autónomo de cualquier Poder del Estado”.
Finalmente, exigió el restablecimiento de “la personalidad jurídica de los partidos políticos a quienes les ha sido suspendida o cancelada” y la fiscalización y observación de las elecciones con una nueva ley que establezca “con claridad el proceso de acreditación de fiscales y de su actividad” y la “observación electoral nacional e internacional obligatoria”.
El FAD está integrado, entre otros, por dirigentes liberales de la antigua principal fuerza opositora al Gobierno de Daniel Ortega.

Acerca de " "

LA NICA LA RADIO DE NICARAGUA ES PARTE DEL SERVICIO NICARAGUENSE DE NOTICIAS (SNN)

Publicar un comentario

Comentarios en Facebook

 
Copyright © 2011-2016 (SNN)
Design by SNN | Distributed by Servicio Nicaragüense de Noticias .