Desde Nicaragua,cuna de Rubén Darío transmite "La Nica" la Radio de Nicaragua.: ⬇️SINTONIZA EN VIVO⬇️



TITULARES

lunes, 1 de abril de 2019

Nicaragua es un “realismo trágico” afirma el periodista y escritor Arquímedes González.


Por Danny Pérez García / Especial para SNN - Arquímedes González, periodista y escritor, presentó su más reciente obra: la novela “Cómo Esperando Abril” en Impacto 540, de Radio Corporación, bajo la dirección del periodista Gustavo Bermúdez Herrera. El narrador afirma que su novela, se llama así porque precisamente todos estamos esperando que llegue ese abril que comenzó el año pasado y que aún no termina.

González señala que en la novela se narran los hechos sucedidos desde abril del año 2018, en donde se dan las represiones a las manifestaciones, el secuestro de cientos de personas, las detenciones, el exilio, el acoso, a través de historias humanas que tratan de retratar el sufrimiento que han vivido los nicaragüenses bajo esta represión.

“Creo que esta fecha de abril fue toda una primavera –parodiando a la primavera árabe- en donde expresamos el cansancio de una innumerable cantidad de abusos en contra de la ciudadanía, en contra de la constitución, en contra de las leyes, y creo que todo eso fue un caldo de cultivo, una olla de presión que fue acumulando todos esos abusos que se venían repitiendo desde el año 2007” afirma el narrador Arquímedes González.

Para el periodista y escritor, esta olla de presión terminó reventando y terminó llevando a Nicaragua a tiempos medievales, a tiempos del oscurantismo, tiempos de la inquisición, a tiempos de la intolerancia, en donde te pueden llegar a sacar de tu casa sin órdenes judiciales, sin procesos judiciales y te pueden tener preso sin acusación alguna.

González detalla que en su novela se describe como se puede tener preso a alguien con delitos inventados, entonces esta sociedad se torna en una sociedad en la que se tiene su sistema judicial, sus derechos humanos, resquebrajados, y una sociedad que necesita salir adelante, eso que ya conocíamos solo mediante y a través de la historia, de historias de dictaduras como las de Pinochet, Videla, todo esto lo habíamos escuchado, cuando nos llegaban historias de la barbarie que estos habían cometido en contra de sus pueblos.

“Barbaries que hoy se han vuelto realidad en Nicaragua, en donde el gobierno que una vez gobernaba para el “pueblo presidente” se dedicó a matar su propio pueblo” lamenta el periodista y narrador.

González, admite que para la época de los años 80 en que gobernó el régimen sandinista, él era menor de edad, y que por fortuna no le afectó el servicio militar patriótico, al que los nicaragüenses denominaban como servicio militar obligatorio.

“Por fortuna antes de que me reclutara el servicio militar, se dieron las elecciones adelantadas -recuerda González-  pero lo que podemos ver es que, en Nicaragua, en menos de 50 años, hemos tenido tres dictaduras, y desde luego la dictadura de la época de los años 80 y la sufrí junto con toda mi familia, sufrimos la escasez de agua, de comida, las grandes filas, yo recuerdo las grandes filas que hacía para comprar la prensa cuando dejaban que saliera publicada, y ahí se demostraba que la gente no estaba de acuerdo con lo que estaba sucediendo” rememora Gonzáles.

En la continuación de su intervención en Impacto 540, Gonzales señala que parece que en el país no se ha logrado entender de que no se deben instaurar más dictaduras, que este país debe ser democrático en donde se respeten las leyes, las elecciones, sus votos, el sentir de la gente.

“Aquí el sentir de la gente inicio desde abril, que no se le quiere escuchar y que se le está negando el derecho de hacerse sentir en las calles, y creo que eso es también contraproducente, para un país que necesita libertad” indica el narrador.

González señala que en su novela se narra que es triste como policías, grupos de choques utilizó armas de alto calibre para reprimir a civiles desarmados, para reprimir a manifestaciones cívicas, el escritor acota que aquí no se estaba combatiendo a otro ejército, aquí solo se estaba combatiendo en contra de ciudadanos que solo estaban protestando, y hacerse escuchar.

“Ahí se violó de forma grave una situación de derechos humanos y es por eso que es que estamos aquí, aun espantados de todo lo que sucede, en donde esto es una novela de terror, en donde se espera cada día, que es lo peor que viene, o algo peor de lo que ya ha ocurrido” enfatiza González.

El narrador Arquímedes González, advierte que hay un discurso gubernamental, que trata de hacer ver que con este tipo de acciones, se está defendiendo a todo un país, pero en realidad a lo que se está defendiendo es a un solo pequeño grupo de personas, talvez unas cien, en donde todo lo que se ha hecho, es para defender su permanencia en el poder. 

“Ellos-éste grupo de personas- son los que están haciendo sufrir a todo un país que quiere un cambio, que quiere otra cosa, que quiere vivir en paz, que quiere manifestarse, que quiere elecciones, que quiere salir con su bandera a las calles, sin que por esto le echen preso” enfatiza el autor de la novela “Cómo Esperando Abril”.
  
Arquímedes González, en la continuación del estelar de la mañana Impacto 540 de Radio Corporación, agrega que el socialismo de la época de los años 80, no ha cambiado mucho en comparación con el socialismo del siglo XXI que se predica ahora, y que, en Nicaragua, lo que estamos viviendo es un socialismo esotérico, que  en los años 80, se vivió una izquierda totalitaria, y esos dos problemas son los que nos tiene ahora aquí, porque no hay una construcción de país, sino misión ideológica de tomarse el poder y quedarse en el poder para siempre.

González refiere que su novela “Como Esperando Abril” está estructurada de tal manera que trata de relatar la historia de al menos 15 casos, al menos los más dolorosos, de los que ocurrieron el año pasado -2018- de los más de 500 muertos que hay, por ejemplo, el caso de la familia que murió calcinada en el barrio Carlos Marx, el ataque a la UPOLI, el ataque a la UNAN, el ataque a la iglesia, y nadie se puede imaginar una iglesia bajo ataque durante trece horas.

“Yo hice una visita a la iglesia atacada, “La Divina Misericordia” y en el recorrido que hice, impacta ver la brutalidad con que fue agredida, en donde se denota la falta de cristianismo, falta de amor, la falta de paz que tanto dicen ellos que tienen, el ataque se ve que fue ejecutado con una rabia, que intentaba desaparecer una manifestación general de la gente que solo quiere un cambio” enfatiza González.

El escritor describe que dentro de la estructura narrativa de su obra hay un capítulo que aborda la historia de un policía que inicia su profesión con el espíritu de servir a la ciudadanía, y de ser un buen protector de los ciudadanos, pero que termina convertido en alguien de los que ya conocemos. 

“Éste policía que está incluido en uno de los capítulos de la novela se dedicó a perseguir y a matar a personas inocentes, el relato es duro, pero es cierto, en otro relato yo decía que lo había inventado, y es el caso de un conductor de un bus qué atropella a una manifestación, pero después en el proceso de investigación descubrí que este hecho fue real, porque un conductor de la cooperativa Parrales Vallejos, atropello a unos estudiantes de la UPOLI, en donde murió uno de ellos, entonces uno concluye de que esto que ha pasado es inimaginable, a veces en la literatura se desarrolla mucho el realismo mágico, pero aquí lo que se vive es el “realismo trágico” lamenta el escritor Arquímedes González.

Para el narrador en Nicaragua, se vive una maldad que no tiene medida, no tiene un fondo, y toda esta maldad le hace preguntarse, como el ser humano es capaz de hacer cosas tan malas.

“En Nicaragua está aconteciendo una gran falta de valores, en donde la ley de Dios dice “no matarás” entonces se están violando aquí esos preceptos fundamentales como son los del respeto a la vida humana y de la convivencia social, porque sin estos no se puede convivir, básicamente aquí cualquiera que te encuentre en la calle, te pega dos balazos y se va alegremente a su casa” ironiza el periodista y escritor.

En este breve recorrido de la novela “Cómo Esperando Abril” del periodista y escritor, Arquímedes González, este concluye su intervención en Impacto 540, afirmando que esto que está aconteciendo en Nicaragua, no es de una sociedad moderna, lo que está pasando aquí es de una dictadura, de una tiranía y por eso los nicaragüenses, debemos estar claros que aquí se está tratando de instaurar una forma de quedarse en el poder, mediante el cierre de los espacios democráticos.         

Acerca de " "

LA NICA LA RADIO DE NICARAGUA ES PARTE DEL SERVICIO NICARAGUENSE DE NOTICIAS (SNN)

Publicar un comentario

Comentarios en Facebook

 
Copyright © 2011-2018 (SNN)
Design by SNN | Distributed by Servicio Nicaragüense de Noticias .