Desde Nicaragua,cuna de Rubén Darío transmite "La Nica" la Radio de Nicaragua.: ♪SINTONIZA EN VIVO



TITULARES

jueves, 23 de mayo de 2019

Nicaragua ya cruzó la línea roja, afirma el economista Néstor Avendaño.


Por Danny Pérez García. Especial de SNN - “El papel del Banco Central de Nicaragua es garantizar la estabilidad macro económica del país” es solo una de las afirmaciones iniciales, del economista Néstor Avendaño en el transcurso de su conferencia magistral “Economía de Nicaragua: Evaluación 2018 y Pronostico 2019” que realizó en la Universidad Americana –UAM.

Avendaño, uno de los economistas más prestigioso de este país, graduado en Yale, es dueño de un currículo académico y laboral envidiable y extenso, como es el de haber desempeñado diversos campos de administración pública por 26 años, Analista y Director de Cuentas Nacionales del Banco Central de Nicaragua, Director de Planificación Global y Vice Ministro de Planificación, Consultor del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo –PNUD- Consultor de la Empresa Privada nacional y en Centroamérica, Consultor de Organismos no Gubernamentales –ONG- nacionales y extranjeros, Consultor del Instituto de Estudios Sociales de la HAYA, Holanda, Catedrático de prestigiosas universidades nacionales como la UCA, UNICA, UNI, UPOLI, UAM, entre otros cargos, que ha desempeñado a lo largo de su exitosa carrera profesional.

“La compra en córdobas de dólares, al Banco Central de Nicaragua, por parte de los banqueros, es otra razón, para explicar porque se desaceleró la tasa de inflación, hubo menos córdobas en el mercado para demandar dólares, comprar divisas y sacarlos del país, aumentar importaciones, o gastarlos en alguna actividad interna - explica el economista Néstor Avendaño- agregando que se comenzó a observar en el año 2018 que la deuda pública tanto interna como externa, comenzó a ser un problema en el país, y que en este año -2019- podría convertirse ya en un verdadero problema”.

Con lo expresado anteriormente, en su exposición, el economista Avendaño señala que ahí se tiene la “desaceleración,” o la caída de la producción, o volúmenes físicos de producción de bienes y servicios promedio anual, no es de mes a mes –aclara a su auditorio el economista Avendaño- agregando que el promedio de los últimos meses a diciembre del año pasado, sobre el promedio de los últimos doce meses del año anterior, tenemos 3.3% de caída, en donde la recesión técnicamente hablando se define como cuando en dos trimestres consecutivos, en este caso, en términos promedio anual, no observando el índice sin ningún promedio, observa tasa negativa en su comportamiento.

“Dos trimestres consecutivos con un signo negativo en el índice promedio trimestral, uno puede técnicamente afirmar que la economía está en recesión, y ¿Cuándo desaparece la recesión? -Pregunta el economista Avendaño- para luego responder: “cuando aparece el trimestre con signos positivos, en ese momento ya no existe la recesión” agregando que, desde el tercer trimestre del año pasado, hasta el primer trimestre de este año, en donde han pasado tres trimestres, los signos son consecutivamente hablando negativos, por tanto, continuamos en recesión” puntualiza el economista Avendaño.

En la continuación de su conferencia magistral, el economista Avendaño se refiere a la tasa de inflación señalando que esta desaceleró en 3.9% cuando en diciembre del año pasado -2018- fue de 5.7% e hubo desaceleración de la inflación, como lo señalara con anterioridad, para luego agregar que la inflación se concentró más en los gastos de bebidas alcohólicas y tabaco, siguiéndole en orden de importancia bienes y servicios educativos, igualmente la agricultura, agua, electricidad y otros combustibles, gastos de salud y transporte, además se puede observar que el grupo de bienes que tuvo una inflación menor fue la de alimentos y bebidas no alcohólicas, 2.38%, la canasta básica que es una variable de referencia para el ajuste del salario mínimo legal, fue el equivalente a 420 dólares con 40 centavos dólar, o sea 13 mil 564 córdobas con 66 centavos de córdobas, y debe verse que la inflación de la canasta básica es menor que la inflación de índices de precios al consumidor, apenas un 1.7% porque la mayor parte de estos productos son alimentos, y vemos que los alimentos tuvieron la menor inflación, subraya el economista Néstor Avendaño.
 
“Y aquí viene la destrucción de 157 mil 153 puestos de trabajo del sector formal, cuando la planilla que paga la cotización de seguridad social, bajó de 914 mil personas a 756 mil en los últimos dos diciembres, “ese golpe fue duro” –lamenta en su disertación el economista Néstor Avendaño-  para luego agregar que reitera lo que dijo: “no hay que confundir esta diferencia, con desempleados, esos son despedidos de sus puestos de trabajo, muchos economistas me he fijado que cuando hablan de esas cosas dicen desempleados, tantos, no, no, esos son despedidos que pueden caer, como dije anteriormente, en el subempleo o en el desempleo” aclara el economista Néstor Avendaño.

En la continuación de su disertación, el economista Avendaño insiste no debe confundirse la informalidad –laboral- con el empleo formal, asegurando que él conoce a muchas personas que trabajan en el sector informal y son mucho más responsables y trabajan incluso, más que una persona que trabaja en el sector formal, y no están asegurados.

En términos sencillos Avendaño, dice plantear que el trabajador informal resulta ser menos legales, más económicamente hablando, una persona en Nicaragua esta desempleada y vive en una de estas dos condiciones: primero trabaja menos de 8 horas diarias, el código laboral dice aquí que el trabajador debe cumplir una jornada de 8 horas diarias, si alguien trabaja 2 horas diarias cualquiera de nosotros puede ver que trabaja 2 horas, porque siempre anda buscando trabajo, son los sub empleados visibles, y la otra condición es que una persona esta sub empleada si su salario mensual es menor que el salario mínimo legal, reitero, que es lo que legalmente puede pagar una persona a un trabajador y si le pagó menos es ilícito, y el que recibe ese dinero, está  sub empleado, pero esos son los sub empleados invisibles, no los vemos, nadie anda diciendo cuánto gana, pero aquí todo mundo mira a una persona que busca empleo, que trabaja menos de 8 horas diarias, y eso es la diferencia en que en economía le llamamos empleados formales, informales, y sub empleados, aclara el economista Avendaño, a esta pregunta de su auditorio.

“El sector externo fue rápido pasto de esta avalancha de pagos, el valor de las exportaciones bajó levemente afirma el economista Néstor Avendaño –al retomar su exposición- agregando que este sector externo cayó asociado con el ciclo agrícola que estamos concluyendo, pero acá en este año 2018 en el ciclo agrícola 2017, 2018, fue estupendo, en volúmenes de producción, o sea que incluso, algunos precios todavía estaban altos, o sea tenemos una exportación muy parecida con una leve caída, pero la caída del valor de las importaciones siguen siendo mucho mayor que la caída del valor de las exportaciones, ya dijimos porque las importaciones cayeron, la gente consumió menos, los productores produjeron menos, y los inversionistas invirtieron menos.

Las remesas familiares dependen más de factores de factores exógenos –agrega el economista Avendaño- más exógenos de nuestra economía en donde más vigorosa sea la economía de Estados Unidos, pues se reconoce que un poco más del 60% de las remesas familiares provienen de los Estados Unidos, entonces el ingreso de estas remesas es mucho mayor, si la economía norteamericana es mucho más vigorosa, en donde si la economía norteamericana cae, también caen las remesas, como también caen las importaciones nuestras, caen las inversiones extranjeras directas provenientes de Estados Unidos, o caen la afluencia de turistas, como observamos el año pasado, que no era solo un problema nuestro, que no era un problema nuestro, sino que era derivado de la economía norteamericana, aumentó levemente, y en vez de registrar un déficit, lo que Nicaragua obtuvo fue superable.

“Se oye bonito decir Nicaragua obtuvo superávit, en la balanza de pagos del año pasado, la gente no me creería, si estamos llenos de problemas, ¿cómo hubo superávit? El superávit se dio porque la caída de las importaciones fue mucho mayor que la caída de las exportaciones, no hubo financiamiento de un déficit, en este caso este aumento se tradujo se tradujo en cierta medida, en reducir un poco la caída de las reservas internacionales, que ya sabemos porque cayeron esas reservas, El Banco Central tuvo que vender dólares, a los banqueros comerciales, acabemos rápidamente que la inversión extranjera directa neta cayó, y cayó fuerte, entiéndase por inversión extranjera directa neta, por el flujo bruto neto de la entrada de inversionistas con sus recursos, menos la repatriación de capitales al exterior incluyendo la repatriación de utilidades, en este caso remesas extranjeras, ese es el valor nuestro, 359 millones de dólares, el año pasado”.

El economista Néstor Avendaño agrega en su exposición que el valor neto de los préstamos externos netos de amortización de esa deuda, destinada tanto al sector público, como al sector privado, inhibido o se no hubo suficientes entradas de cooperación internacional y probablemente hubo una mayor salida de capital, informado a alas distintas instancias públicas, del gobierno de Nicaragua, por consiguiente, las reservas internacionales cayeron 513 millones de dólares ese, es el cuento de la balanza de pago en buen español, ironiza el economista Néstor Avendaño, que a lo largo de su magistral conferencia, hizo gala de un buen sentido de humor.

“Pasamos ahora al presupuesto, valorado en dólares, en millones de dólares, hubo menores ingresos, en este caso especialmente tributarios, pero la caída de los impuestos fue mayor que la caída de los gastos, de tal manera que, si vemos ingresos menos gastos, tenemos un déficit de 341 millones de dólares, pero tenemos un ahorro positivo en cuenta corriente, entiéndase ingresos defínase de capitales, menos el gasto corriente o de consumo, gastos corrientes del presupuesto, hubo un leve ahorro de 14 millones de dólares, pero el ahorro anteriormente era cercano a los 200 millones de dólares, ustedes saben que la cuenta de ahorro es un resultado de un balance en cuenta corriente, entonces se profundizó, en más de 100 millones de dólares, el déficit fiscal que teníamos y se había observado en el año 2017” valora el economista Avendaño.

En la continuación de su disertación de su conferencia magistral “Economía de Nicaragua: Evaluación 2018 y pronostico 2019” del economista Néstor Avendaño miembro de Consultores para el Desarrollo Especial S.A. –COPADES- recuerda como cayeron cada mes los impuestos que recolecta el gobierno central, en donde en el único mes que aumentó  fue en el pasado mes de marzo, que es cuando se cancela el pago sobre el impuesto de la renta –IR- cuando se recolectaron 2 mil 47 millones de dólares, mientras que en el año 2017 fue de 2 mil 217 millones de dólares, después en todos los meses subsiguientes se registró caída de la recaudación de impuestos del gobierno central.                 

“Se redujo la cantidad en dólares, se redujo la cantidad en córdobas que circulan fura del sistema financiero, hubo descenso en los depósitos en córdobas de ahorro en plazos, pero los depósitos en dólares sufrieron la mayor caída, agrega el economista Néstor Avendaño, en la continuación de su exposición, agregando que de lo que la gente se quejó y afecto a los más pobres es que la cantidad de córdoba, la oferta de dinero en el mercado se redujo en un 12.3% en diciembre del año pasado 2018, con respecto a diciembre del año anterior -2017-  ese es un “golpe duro” caer un 12% de la oferta de dinero en el mercado, y solo el dinero que circula fuera del sistema financiero nacional –lo que se llama numerarios en economía- cayó en 3.7%  o sea fue negativa la tendencia del dinero en el mercado” puntualiza el economista Néstor Avendaño. 
  
De depósitos en dólares en el primer trimestre de este año, se han ido alrededor de 210 millones de dólares, saltó de 19.9 en marzo a 108.8 la salida de depósitos en los bancos, entre febrero y marzo, o sea que la salida de dólares continúa siendo un problema en la economía,-subraya el economista Avendaño- “mil 290 millones de dólares se han ido, y para ello el Banco Central, dejó de publicar sus datos, en enero, refleja una venta de dólares de 783 millones, para que los banqueros puedan afrontar, esta fuga de mil 290 millones de dólares, y esto viene como bien dijimos, proviene de las reservas internacionales, las que han caído 787 millones de dólares, yo siempre hago la observación porque todo profesional debe tener ética en lo que afirma” detalla el economista Avendaño, agregando que el Presidente del Banco Central de Nicaragua, -Ovidio Reyes- que fue alumno suyo, dijo en la Asamblea Nacional, que las reservas internacionales se cayeron 500 millones de dólares.

“Claro está comparando diciembre, -está diciendo la verdad-diciembre de 2018 a diciembre de 2019, pero el máximo de reserva –lo que se le olvidó a Ovidio- aclararles a los diputados que el máximo de reservas se obtuvo el 12 de abril del año pasado -2018-  y comparado a este nivel máximo de reservas que tuvo nuestra economía, es un desplome de reservas de 790 millones de dólares, no de 500 millones de dólares, como le dijeron a los diputados, comprendo que los diputados son más políticos que economistas, pero los diputados deben de escuchar verdades de los economistas, y esa fue una semi verdad -500 millones de dólares de caída de las reservas internacionales- que yo escuche en el discurso que hizo Ovidio Reyes en la Asamblea Nacional, pero lo cuestioné fuertemente, desvela el economista Avendaño, agregando que lo hizo porque minimizó el impacto negativo de esa salida negativa de reservas sobre la economía nacional” advierte Avendaño.           

“Habrá desempleo para este año -2019-  un millón 350 mil nicaragüenses, no generarán ingresos, en donde el 35% de personas estarán en el desempleo -advierte Avendaño- agregando que el gobierno no va a oficializar que hay una devaluación, el Banco Central no va a vender más dólares a los bancos privados, estamos en riesgo de caer en la deflación económica, estamos en una situación en que ya cruzamos la “línea roja” en donde no se avizora una salía rápida de la crisis económica que atravesamos,  y seguiremos igual el próximo año 2020, en donde restablecer la confianza de los agentes económicos es bien difícil, caer es fácil, levantarse económicamente es bien difícil, y la restricción de créditos, lleva a la caída inevitable de la producción” son aseveraciones lapidarias, que dejo flotando en el ambiente, el economista Néstor Avendaño, en la exposición de su magistral conferencia que realizó, denominada: “Economía de Nicaragua: Evaluación 2018 y Pronostico 2019” ofrecida en exclusiva esta síntesis de sus disertaciones, por el Servicio Nicaragüense de Noticias –SNN-                

Acerca de " "

LA NICA LA RADIO DE NICARAGUA ES PARTE DEL SERVICIO NICARAGUENSE DE NOTICIAS (SNN)

Publicar un comentario

Comentarios en Facebook

 
Copyright © 2011-2018 (SNN)
Design by SNN | Distributed by Servicio Nicaragüense de Noticias .