Desde Nicaragua,cuna de Rubén Darío transmite "La Nica" la Radio de Nicaragua.: ♪SINTONIZA EN VIVO



TITULARES

lunes, 28 de octubre de 2019

Dos puntos de vista sobre la economía nicaragüense.


Por Néstor Avendaño, presidente de COPADES / Tomado de la Trinchera de la Noticias / Una misión técnica del Fondo Monetario Internacional (FMI) estará presente en el país en el transcurso de esta semana, con el objetivo de evaluar la situación económica de acuerdo con la Consulta del Artículo IV y, como ha sido usual, ofrecer sus consejos de política macroeconómica y reformas estructurales de la economía a las autoridades gubernamentales.

Aún no se conoce el informe del FMI sobre el desempeño de la economía nicaragüense en 2018, por lo cual cabe esperar una revisión de las cifras preliminares que publicó el Banco Central de Nicaragua (BCN) en su Informe Anual de 2018, que también serviría de base para actualizar la visión económica preliminar del FMI para 2019.

En la recién concluida reunión del Grupo Banco Mundial y el FMI celebrada en la ciudad de Washington entre el 14 y el 20 de octubre de 2019, las estadísticas de la economía nicaragüense presentada por el FMI destacaron lo siguiente:

una caída de la producción de bienes y servicios de 5.0%; un ingreso per cápita promedio anual de US$1,919, que es bastante aproximado al registrado en 2014; una tasa de inflación anual de 7.0%; un déficit del gobierno general (gobierno central y gobiernos municipales) igual a 3.1% del producto interno bruto (PIB); y un superávit en la cuenta corriente de la balanza de pagos del orden de 2.3% del PIB, que refleja el sesgo de la crisis política por las caídas de los volúmenes de consumo, inversión, exportaciones y, por ende, importaciones.

En relación con las reformas estructurales, en sus últimas visitas al país el FMI ha insistido principalmente en:  establecer un “colchón” fiscal para enfrentar los riesgos externos, incluyendo los efectos de la aprobación de la Ley de Condicionalidad de Inversión Nicaragüense (NICA Act) por el Senado de Estados Unidos en diciembre de 2018, en un momento en que prácticamente no existía la cooperación petrolera de Venezuela, así como los efectos del cambio climático y los desastres naturales.

Aprobar una reforma tributaria en un momento en que la economía crecía a un ritmo anual muy cercano al 5%, pero que el gobierno la aprobó y aplicó el 28 de febrero de este año cuando la economía se encontraba en picada;  alcanzar la viabilidad financiera del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) en el largo plazo, que se pretendió alcanzar con la reforma de su reglamento en abril de 2018, pero que se ha agravado como resultado del desplome de la producción y la destrucción de puestos de trabajo del sector formal;  ampliar la supervisión financiera a las cooperativas de ahorro y préstamo, y adoptar gradualmente las regulaciones prudenciales del sistema financiero nacional de acuerdo con las normas de Basilea III. fortalecer el régimen de Combate al Lavado de Dinero y Financiamiento al Terrorismo (AML/CFT); y continuar mejorando la calidad y disponibilidad de estadísticas económicas, lo cual obviamente muestra deterioro y retroceso.

El actual entorno político-económico del país es bastante hostil para el crecimiento económico. No se ha restablecido la confianza empresarial plena; se estancó y desapareció el diálogo nacional, imprescindible para la solución de los problemas políticos acordada entre los representantes del gobierno y de la oposición el año pasado; y se mantiene la recesión económica en los últimos cinco trimestres, y las expectativas sobre el comportamiento de la producción en 2020 son negativas, con o sin diálogo nacional.

De acuerdo con cifras preliminares del FMI para la economía de Nicaragua en 2020, el PIB Real volvería a caer 0.8%, mientras que COPADES, en el mejor de los casos, señala una caída de la producción de 2.9%; el FMI muestra una proyección de la tasa de inflación de 4.2%, y COPADES pronostica una presión inflacionaria anual de 2.6%; el FMI prevé una tasa de desempleo abierto de 8.7% de la población económicamente activa, pero COPADES pronostica un desempleo abierto de 19.2% de la PEA.

Sin diálogo es muy probable que la caída económica continuará en forma severa. Siempre reiteraré que el Diálogo Nacional deber ser restablecido, incluso con nuevos representantes de las dos partes, pero en una forma respetuosa y constructiva para que concluya en una salida viable a favor de los nicaragüenses.

Acerca de " "

LA NICA LA RADIO DE NICARAGUA ES PARTE DEL SERVICIO NICARAGUENSE DE NOTICIAS (SNN)

Publicar un comentario

Comentarios en Facebook

 
Copyright © 2011-2018 (SNN)
Design by SNN | Distributed by Servicio Nicaragüense de Noticias .