Desde Nicaragua,cuna de Rubén Darío transmite "La Nica" la Radio de Nicaragua.: ♪SINTONIZA EN VIVO



TITULARES

martes, 26 de noviembre de 2019

Tortura policial contra familia leonesa causa indignación nacional.


Las escenas de un jefe policial obligando a los miembros de una familia leonesa a repetir ante la cámara de un teléfono celular un mensaje de presunto compromiso de que no volverán a "molestar" a miembros del Frente Sandinista ni a los policías escandalizaron a la sociedad nicaragüense que ha condenado este hecho.

Las grabaciones fueron divulgadas por la Policía y el FSLN para que se volvieran virales. Lo que han conseguido porque los tres videos han trascendido las fronteras.

Como fue denunciado hace una semana, la Policía de León, al mando del jefe de la plaza Fidel de Jesús Domínguez Alvarez, quien fue apoyado por más de 100 miembros del FSLN y parapolicías, tomaron por asalto la casa de la familia Reyes Alonso, de esta ciudad, causando destrozos y zozobra.

Domínguez, a quien vemos en la fotografía, comandó meses antes antes el asedio contra Radio Darío -destruida en tres ocasiones- a otros medios de información y periodistas independientes, a las viviendas de excarcelados llegó al extremo de la violencia cuando ordenó destruir el portón de la vivienda de la familia con mazos.

Los agentes antimotines, que no llevaron orden judicial alguna, penetraron con violencia a la casa de los Reyes Alonso, quebraron mobiliarios, equipos electrónicos, muebles, golpearon a Diego Reyes, el padre de la familia y a su esposa, la doctora María Eugenia Alonso.

La Policía puso en zozobra a Margarita Flores, 94 años, y abuelita de la familia, quien rompió a llorar mientras se producía el asalto.

La familia leonesa Reyes Alonso denunció en las redes sociales que en el asalto policial, les robaron bienes como celulares, tablets, computadoras y otros bienes que el comisionado Fidel Domínguez autorizó llevarse a los agentes.

El jefe de la Policía, Fidel Domínguez, los sometió luego a un episodio humillante e inédito. Al estilo de ISI, Al Qaeda, o de los ejércitos de ocupación obligó a Diego Reyes, a su esposa, la Dra. Alonso y a su hijo, a grabar un mensaje de la propaganda oficialista.

Sobre todo un slogan que la vicepresidenta Rosario Murillo convirtió en un eje de la propaganda oficialista: "Con la paz no se juega".

Mientras les dictaba lo que debían repetir, los detenidos lucían golpes en su cara, estaban esposados y reducidos por la masiva presencia policial.

Este hecho no solo viola sus derechos humanos, sino que pisotea la Constitución Política, al obligarlos a declarar contra su voluntad y "comprometerse" a un hecho deleznable, propio de los regímenes dictatoriales de otras épocas.

La respuesta de la Dra. María Eugenia Alonso Flores (55 años) luego de ser obligada por la policía de León a decir que ella no volvería a "joder" a la militancia sandinista ni a la policía. Su relato muestra la dignidad de esta mujer y de su familia.

Acerca de " "

LA NICA LA RADIO DE NICARAGUA ES PARTE DEL SERVICIO NICARAGUENSE DE NOTICIAS (SNN)

Publicar un comentario

Comentarios en Facebook

 
Copyright © 2011-2018 (SNN)
Design by SNN | Distributed by Servicio Nicaragüense de Noticias .