Desde Nicaragua,cuna de Rubén Darío transmite "La Nica" la Radio de Nicaragua.: ♪SINTONIZA EN VIVO



TITULARES

miércoles, 13 de mayo de 2020

Acusaciones graves al ejercito “cuestionan en su totalidad el sistema político” del país dice el analista político Bosco Matamoros.


Por Danny Pérez García.Especial para SNN /  Acusaciones al ejército de Nicaragua de participar en la represión del régimen Ortega-Murillo, de la violación de derechos humanos, de asesinatos a campesinos, incluyendo niños, en operativos militares, son señalamientos extremadamente serios, que indiscutiblemente “ponen en cuestión” todo lo que es el sistema político nicaragüense, advierte, Bosco Matamoros, analista político, ex embajador de Nicaragua, catedrático e integrante del equipo negociador, de la ex resistencia nicaragüense.

“En esto hay dos aspectos –agrega- a tomar en consideración, el primero es que todo ejército en el mundo tiene un código de conducta, las normas que rigen, digamos, de lo que es el actuar del cuerpo armado y en muchos países existe el “fuero militar”.

“No obstante, -detalla- aquí se trata de “delitos comunes” de los cuales hay señalamientos, y creo que aquí hay una equivocación fundamental de principio en la respuesta a estos señalamientos que hace el coronel Álvaro Rivas Castillo, vocero del ejército, en donde pide pruebas de estas acusaciones, porque el ejército no es un órgano jurisdiccional, no es un tribunal, ante el cual se deben presentar pruebas, evidencias, esto se debe hacer ante un tribunal” puntualiza.

Matamoros, reseña que, el segundo aspecto a considerar es ver el contexto más general existente en el país, en donde bajo las actuales condiciones existentes, hay un amplísimo cuestionamiento del sistema judicial nicaragüense.

“No hay confianza en el sistema judicial, luego que hemos visto “sentencias arbitrarias” que no se apegan a derecho, por lo tanto, no llenan ninguno de los requisitos de lo que podría llamarse un juicio, en donde los derechos de las partes están siendo respetados, y en situaciones de este tipo de conflictos a lo que se llama para acallar y aclarar cualquier duda, es una “investigación internacional independiente”.

“En una investigación internacional independiente -insiste- ahí se va arrojar a luz si hay o no “responsabilidades” ahí se va a determinar si hay “culpabilidad” y ahí se va a determinar los daños que emergieron y la responsabilidad no solo en el campo penal, sino que también en el campo pecuniario”.

“Creo que en estos momentos pretender –reitera- que va a haber un juicio en donde se respeten las normas y los procedimientos de acuerdo a los estándares internacionales, creo que sería tratar de creer en algo que “no existe” e indiscutiblemente –añade- esto es un tema que afecta al ejército, porque es una institución, el cuerpo armado de la nación, que no puede verse involucrado en este tipo de situaciones” advierte.

El analista político, Bosco Matamoros, da por hecho que, todos sabemos que los ejércitos tradicionalmente en América Latina y en el mundo su “función primordial” es la tutela de la “integridad territorial” para luego explicar que lo que son llamadas luchas antiterrorismo, contra el narcotráfico, esas son llevadas a cabo por unidades especializadas, y otras unidades especiales del ejército, según sea el caso que estén tratando.

“Por tanto –avizora- todo esto tiene que ser revisado cuando en Nicaragua se dé un proceso de “transición democrática”.

Nicaragua corre el riesgo de ser excluida del sistema internacional de salud.

Matamoros, ahora, se refiere al tema de la politización que estaría dando el régimen, a la situación de la pandemia del Covid-19 en el país, en donde se oculta información, y los casos de fallecidos por contagio del virus se están atribuyendo a casos de neumonía atípica.

“De los diagnósticos que dan de los fallecidos dicen “neumonía atípica” pero ya se conoce en Nicaragua que, la mayoría desde el punto de vista científico, de la mayoría de estos casos de fallecimientos, son a consecuencia del Covid-19, puntualiza.

“Ahora –agrega- este señalamiento de ocultamiento de información, no es algo que solo preocupa a la opinión pública nicaragüense, porque ya también lo ha señalado la Organización Mundial de la Salud –OMS- la Organización Panamericana de la Salud –OPS- con lo que aquí no se puede decir que hay una “intencionalidad política”.

“Aquí no se trata de una emergencia sanitaria, esto es una “pandemia sanitaria” –aclara- para luego agregar que esto en primer lugar se inicia con la “estrategia totalmente equivocada” del gobierno, en donde aquí no ha existido una estrategia, sino que más bien lo que ha habido es un “proceso de ocultamiento” que cada día se ha vuelto más tosco, más torpe”.

Matamoros, atribuye a que, debido a este proceso de ocultamiento tosco y torpe, el vocero del Ministerio de Salud –Carlos Sáenz- cada día ha entrado en mayor grado de ridículo, al grado que ahora pareciera que lo tienen bajo ocultamiento a este señor, con lo que se ha constituido en un caso inusitado en el mundo, luego que este individuo debería de estar informando al país cotidianamente, ahora se encuentra oculto desde hace ya casi una semana.

“Un segundo aspecto, al que quiero referirme sobre este tema, algo que es clarísimo –añade- y es de que, cuando el presidente Ortega, pronunció su discurso, después de más de 30 días que no se le veía, el país esperaba que iba a ver una articulación de una política ante esta pandemia sanitaria. “No hubo nada de eso” lamenta.

Matamoros, repasa las medidas que se han tomado en el mundo, en el contexto de estrategia del combate a esta pandemia, como son medidas de cierre de fronteras, cuarentenas para aquellas personas que llegan de fuera del país, el aislamiento social, las medidas preventivas.

“Nada de esto ocurrió –reitera- parecía que Nicaragua, estaba sumergida en una especie de “pesadilla surreal” esto, porque aquí se hablaba de eventos masivos que casualmente son conductivos al contagio, por otro lado –añade- el gobierno no hacia ningún llamado al aislamiento y distanciamiento social, en consecuencia, aquí ha habido una explosión”.

“Aquellos países en donde se dice que puede hacerse la “inmunización del rebaño” esa teoría se soporta o tiene un sistema de salud avanzadísimo, en países como Suecia, Portugal, Nueva Zelanda y otros países europeos” pormenoriza.

Matamoros, advierte que aquí en Nicaragua no hay un sistema de salud eficiente, a pesar de lo que dicen los propagandistas del régimen a los que califica de ser “delirantes” los que olvidan que en Nicaragua, hay un ventilador por cada 60 mil habitantes, menos de una cama por cada mil habitantes, y solo nos superaba en el empeoramiento de esa situación Honduras y Guatemala, y ahora ellos se han preocupado por importar ventiladores y como el de mejorar la relación de camas por eventuales pacientes.

“Por tanto –detalla- podemos decir que en el sentido integral, aquí ha habido un fracaso, esto quiere decir que aquí, no ha habido gente en el gobierno con visión, o que sepan administrar esta situación, y es por ello que se puede decir en ese sentido que ha sido aplazado, y esto no lo decimos solamente en Nicaragua, a este gobierno se les ha hecho llamados de atención por parte de la OMS”.

Pese al ocultamiento de cifras de contagios y fallecidos a consecuencia del COVID-19 el régimen ha recibido fondos provenientes de organizaciones internacionales de la salud para el enfrentamiento de la pandemia, esto para Bosco Matamoros, no quiere decir que haya confianza en las políticas del gobierno, no obstante, existen circunstancias de índole y responsabilidad humanitarias que las organizaciones internacionales de la salud no pueden o deban desconocer.

“Se ha visto –agrega- a corto plazo que se le ha otorgado al gobierno de Nicaragua, esa facilidad, pero, si se ve en un contexto más amplio, es algo muy limitado, en donde, por ejemplo, El Salvador, recibió más de 30 millones de dólares, lo mismo Honduras, con más de 22 millones de dólares, ya está digamos en el carril, unos desembolsos sustantivos para Guatemala, lo que a corto plazo son fondos de medidas paliativas”

“Nicaragua está corriendo el riesgo –subraya-  de “ser excluida” del sistema internacional a mediano plazo, esto porque, no hay confianza en la información que provee, no hay ninguna confianza en las estadísticas que ha dado hasta ahora el gobierno, y no hay además confianza en las políticas que ha seguido este gobierno”

“Esto –advierte- es grave para los nicaragüenses, porque en un país en donde hay una epidemia endémica, los nacionales, los ciudadanos, que quieran viajar a terceros países van a ser sujetos a cuarentenas, o de restricciones muy grandes, a como ocurrió a los países africanos que fueron afectados por estas plagas, y al mismo tiempo –añade- en el campo económico y comercial van darse restricciones muy grandes a las exportaciones nicaragüenses, y de esto tenemos que estar plenamente conscientes” insta.

“Yo diría –asegura Matamoros- este modelo en donde prácticamente se exaltó el valor de la muerte, tal y como lo hacían los fascistas en la segunda guerra mundial, al igual que lo hacían los fascistas en la guerra civil en España, que decían: ¡viva la muerte ¡

“En cierto sentido, aquí hemos parafraseado ese modelo, porque se trató de crear un espejismo que no tiene ninguna conexión con la realidad y por lo tanto Nicaragua, en vez de ser un factor de cooperación, de solución, en esta problemática, se ha convertido en una potencial amenaza a la estabilidad sanitaria de la región” concluye advirtiendo, Bosco Matamoros, analista, ex embajador de Nicaragua,  en esta síntesis de su participación en Impacto 540, de Radio Corporación, con la dirección del periodista, licenciado Gustavo Bermúdez Herrera.
         

 

Acerca de " "

LA NICA LA RADIO DE NICARAGUA ES PARTE DEL SERVICIO NICARAGUENSE DE NOTICIAS (SNN)

Publicar un comentario

Comentarios en Facebook

 
Copyright © 2011-2018 (SNN)
Design by SNN | Distributed by Servicio Nicaragüense de Noticias .